Nacionales

Luego del debate, Alberto Fernández afirmó que no será "el presidente de los porteños, sino de todos los argentinos"

"Vamos a ser un gobierno de un jefe de Estado y 24 gobernadores", aseguró en Rosario y chicaneó a Mauricio Macri: "No tengo que usar más el dedo".

Lunes 14 de Octubre de 2019

147885_1571099566.jpg

"Vamos a ser un gobierno de un jefe de Estado y 24 gobernadores", aseguró en Rosario y chicaneó a Mauricio Macri: "No tengo que usar más el dedo".

El candidato del Frente de Todos, Alberto Fernández, dijo que "después de estos cuatro años fatídicos" hay que "construir un país distinto" y que en ese sentido "no hay un solo argentino que esté en desacuerdo" con él.

Un día después de haber participado del primer debate presidencial en Santa Fe, Fernández participó de un foro de intendentes en Rosario, organizado por jefes comunales peronistas. El candidato cerró el encuentro acompañado por el gobernador electo de Santa Fe, el senador Omar Perotti, y la presidenta de la Federación Argentina de Municipios (FAM), la jefa comunal de La Matanza y candidata a vicegobernadora bonaerense, Verónica Magario.

Ante jefes comunales y dirigentes políticos provinciales, Alberto Fernández dijo que, si resulta electo presidente, buscará "federalizar el país pero también las provincias". "Una de las cosas que nos ha pasado es que decidimos vivir en un país federal pero terminamos viviendo en uno unitario", dijo el candidato.

Quien encabeza la boleta del Frente de Todos, aseveró: "Vamos a ser un gobierno distinto, vamos a intentar cambiar. Vamos a ser un gobierno de un presidente y 24 gobernadores. Vamos a sentarnos en una mesa a debatir cuáles son las urgencias de la Argentina".

"Un país federal es distribuir nuestros recursos para que lleguen a todas las latitudes de forma razonable para que puedan organizar su desarrollo y evitar la migración de sus habitantes para buscar mejores oportunidades", explicó en otro tramo de su discurso en Rosario.

Por otra parte, aseguró que "hay que hacer un cambio" y que está "dispuesto a hacerlo". "El poder es de la gente que nos vota. Lo único que tenemos que hacer, es ser los mejores representantes de esa gente. No puede haber egoísmos ni miserias personales para que nos juntemos", completó.

En un momento en que elogiaba a Omar Perotti, sentado a su derecha, Fernández empezó a agitar su dedo índice como hizo este domingo durante el debate al hablarle a Mauricio Macri, lo que luego le valió la reprimenda por parte del Presidente. "Ah, no tengo que usar más el dedo, perdónenme", dijo, con cierto tono de humor.

"Después de estos 4 años fatídicos, empecemos a construir otro país, vamos a estar orgullosos de nuestro trabajo. No hay un solo argentino en desacuerdo con lo que digo", subrayó. "Estamos en un país en que la mitad de los chicos son pobres. Un chico mal alimentado es un chico que va a ver disminuida su capacidad de conocer. El desarrollo de la inteligencia es central porque estamos en la sociedad del conocimiento", criticó.

"Voy a ir a cada provincia y a cada intendencia para resolver los problemas. Yo no soy el presidente de los porteños, soy el presidente de los argentinos, si es eso lo que me toca ser", concluyó.

Fuente: TN

DEJANOS TU COMENTARIO

1 COMENTARIOS

Tatus

| Martes 15 de Octubre de 2019

Mamarracho, ahora se acueedan del interior, hijos d mil puta, uds solo gobiernan para los porteños y el interior q se cague, no puede ser q paguen dos mangos de luz, gas, etc y nosotros los del interior tengamos q mantenerlos a uds. Hijos de puta.

<

Top Semanal

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

LOCALES

NACIONALES

INTERNACIONES

DEPORTES

SOCIEDAD

FARÁNDULA