Farándula

Tras la denuncia de su ex niñera, Pampita salió al aire para defenderse: “Estoy muy sorprendida y angustiada”

Viviana Benítez, quien trabaja en su casa desde 2014, realizó fuertes acusaciones en su contra, tanto por maltrato psicológico como por presuntas irregularidades en su contrato laboral.

Sábado 14 de Diciembre de 2019

153195_1576361467.jpg

20:06 | Sábado 14 de Diciembre de 2019 | La Rioja, Argentina | Fenix Multiplataforma

Viviana Benítez ya llevaba 40 minutos al aire, gran parte de ellos discrepando con la abogada de Carolina Pampita Ardohain, cuando la propia modelo se comunicó con Crónica TV para salir al aire, vía telefónica. Lo hizo para responderle a su ex niñera, quien la denunció por hostigamiento y maltrato psicológico, además de irregularidades en su contratación. “Estoy muy sorprendida y muy angustiada por las falsas declaraciones de Vivi, y todas las sartas mentiras que se están diciendo. Gracias a Dios tengo muchísimo material de prueba”, advirtió.

“Me sorprende un montón la presencia de Vivi ahí -confesó la modelo-, así que no me quedo otra que que comunicarme con ustedes por la cantidad de cosas que se están diciendo. Obviamente, esto se va a resolver en la Justicia, como corresponde”. La jurado del Bailando 2019 aseguró que “nunca” tuvo un problema “con ningún empleado”; y en el caso particular de Viviana, la relación había excedido lo laboral para ser “mucho más estricta”. “Fue mi dama de honor (en el casamiento con Roberto García Moritán), le tengo afecto y existe una amistad”.

“Me llama mucho la atención. Por suerte tengo grabaciones, imágenes, (mensajes de) Whatsapps. Tengo muchísimos testigos. Tengo a mis hijos, que pueden salir de testigos también. Nunca un hijo mío pudo verme maltratar a una empleada, contestar mal, porque es algo que no se permite en mi casa. Para mí es gravísimo; yo no lo hago”.

Por los dichos de Viviana, quien aseguró que fue acusada por robo, Pampita reconoció que “han faltado cosas” en su domicilio. “Pero (ella) no es la única persona que trabaja en mi casa, así que yo nunca pude hacer una acusación ni a ella ni a nadie porque si algo falta, yo no sé cómo desapareció. No seguiría como empleada en mi casa si yo desconfiara de ella. Mi confianza es absoluta, constantemente”. Y agregó: “Nunca tuvimos discusiones con Vivi, ni yo ni mis parejas ni mis hijos. Mi trato es excelente con todo el mundo”.

Ardohain dijo que a Benítez “siempre se le pagó del 1 al 5, nunca se le adeudó nada, siempre se le pagaron las vacaciones”. Además, negó que le haya pedido que trabajara horas extras: “En mi casa hay una regla, a los 8:30 mis hijos están durmiendo, y se cumple a rajatabla. Tengo muchísimos testigos de que esto es así, como toda la gente que está a esa hora en mi casa, porque yo me maquillo a esa hora antes de salir al programa y van a salir en mi defensa para decir que ella nunca trabajó fuera de horario". ¿Y los fines de semana? Viviana tampoco habría trabajado porque “estoy en Santa Bárbara desde el viernes a la tarde hasta el domingo a la noche”.

Pampita dice contar con mensajes que demuestran que las veces que Benítez renunció (esta no es la primera vez) lo hizo “por voluntad propia, nunca fue despedida”. “También tengo su pedido de reintegrarse. Ella decía: ‘Por favor, quiero volver’, y ella elegía volver a la casa. También tengo mucha información demostrando el afecto que ella me tenia, lo emocionaba que estaba con el casamiento, lo contenta por esto lindo que me había pasado, el cariño que me tenía. Las veces que los viernes me pidió ropa y zapatos para salir a bailar, y que yo le prestaba amistosamente”.

Acto seguido, detalló distintas licencias que -siempre según su palabra- le habría otorgado a Viviana, como permitirle dejar el trabajo dos días a la semana para estudiar peluquería. “Después manifestó que los viernes quería irse más temprano, también se lo otorgo, sin disminuirle su sueldo, que es más de lo que dice la ley. Siempre le pago mucho más de lo que dice la ley”.

A la vez que adelantó que entablará una demanda por calumnias e injurias, descartó de plano la posibilidad de “negociar económicamente” con Benítez. “No tengo interés -dijo- porque sé que mi verdad es absoluta. Voy a llegar hasta las últimas consecuencias (...) Tengo muchísimas pruebas para demostrar lo buena empleadora que he sido, y aparte, que es mi amiga.". Y concluyó: “Nunca tuve peleas con Vivi, jamás; no discutí nada. Soy muy respetuosa con la gente que trabaja en mi casa porque, imaginate, son las personas que cuidan a mis hijos”.

Fuente: Infobae

<

Top Semanal

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

LOCALES

NACIONALES

INTERNACIONES

DEPORTES

SOCIEDAD

FARÁNDULA